El Bordillo: Terapia para el reactivo, Quique.



" Usaré tu bordillo para contar algo. 
 Quizá alguien sepa que yo era uno de esos que compran sólo por utilidad, me hice con una Alva porque ir al cole con 44’’ bajo el brazo me parecía un poco excesivo, pensé, con mi física de segundo de bachillerato mediocre, que giraría más fácilmente a mayor anchura, la patiné con mucha tranquilidad, con ejes y ruedas erróneos, me desesperaba por las calles del barrio salamanca con una tabla que no respondía a mis leves ordenes y pensaba en el finde, cuando pillase mi long, con ese sí que me molaba patinar. 
Aquello no podía seguir así, porque estaba amarga la cosa, nuevos ejes de segunda patita, nuevas ruedas nuevas y la cosa era otra cosa aunque no la que yo quería, me jodia cambiar de tabla por aquello de la rendición, así que esperaba poder ir haciéndome a ella (siempre he pensado que son las tablas las que nos llevan a nosotros) poco a poco, muy poco a poco. Mostotes, probé una como la mía pero en estrecho, la 77 re.issue, para los entendidos, era más o menos como unos pitillo, que estás ahí un pelin prieto pero con más confianza, se lo dije a David, que es igual de consumista que Elmo pero con 3/2 más de década, me dijo que me la comprase, pero aquello era la rendición, así que sólo quedaba mi Trilogo y la caladora de mi vecino, pim pam, nunca fui amigo de la simetría, tirafondeamos, volteamos el randal para mejor giro y al polígono industrial de turno a las 23 para ver que tal aquello.



  Desde entonces… he descubierto el carving urbano, cuestón estrecho y asfáltico, con grietas, con arena, de adoquines, todo, los planos inclinados mucho más frescos, en las transiciones rodillas más juntitas, derrape y tabla clavada, tail y seguimos, viene coche, a la acera, se va, mano en el mercedes y vuelta para abajo. 



 Callejear es un vómito constante de rabia, de furia contenida, de expresión, he dejado de ser reactivo desde que mi nueva Alva está en mi vida, patinada antes y después de clase, Moncloa - Diego de León, Diego de León – Moncloa, me quedo tranquilito y atendiendo en microeconomía y luego llego sonriente a casa, si fuera un hámster, callejear seria mi rueda, lo necesito para quedarme tranquilo, el carving, a no ser que me suponga un reto (como la cuesta del gusano), ya no me agota, patinar por la calle, solo, al ritmo que te marca por el oido derecho un guitarreo, de calle a rampa a entrada de garaje a planito a agárrate a esa farola y giras a mete la rueda en el agujero de ese arbol a ojala haya esquivado esa caca es jodidamente agotador, pero para mi no hay nada que se le parezca en cuanto a diversión y descarga de mala hostia, es algo asi como la pastillita que me tendria que tomar o el método X de relajación para conseguir ser un ser mínimamente social."



Para los que no conoczcan a quique
os recomiendo su blog,
click aqui



6 xxxx:

ra. said...

gracias por desgastar bordillo quique;)

ra. said...

Estrenaste la sección del bordillo en su dia:
http://ralongboard.blogspot.com/2009/02/el-bordillo-quique-estreno-de-seccion.html

Estabas empezando tu blog ,lo que antes era el tomovewithpumping. Por aquel entonces no te planteablas esos curtidos callejeos;)
"Quique dijo...
gracias tio
me he apuntado a la masa y he hecho un blog
http://tomovewithpumping.blogspot.com/
no será de actualizacion diaria pero lo intentaré
espero que os guste lo que vaya poniendo"

un jugoso lugar para dejarse caer, folboy. i like it.

simon says... fuck.
http://fuckingonlongboard.blogspot.com

Rakel said...

un tipo estupendo con muchas ganas de aprender,
y con una trilogo asimetrica wapa wapa!

dnothink said...

Grande Quique,

Deseando estoy de pegarme un buen callejeo de esos contigo. Una pequeña minicruiser (último ataque de consumo skater) quiere saber lo que es bueno.

Un saludo

Quique said...

Guau, me ha encantado, el callejeo me resulta muy especial, hay que hacerlo rápido y con mala hostia, si no, no sale del todo bien.

mvdlong said...

...fuckingonlongboard...